Diseño

Colecciones y Prendas confeccionadas

La inspiración no tiene nombre propio, puede venir de las cosas más pequeñas, más inesperadas.  Puede estar concentrada en esas canciones que escuchas a diario, fotos de viajes que has realizado este verano o que vas a realizar, paisajes, objetos que decoran tu habitación o casa, palabras; incluso, en sensaciones o animales.

Todo ello puede provocar la creación de una historia contada a través de prendas, dibujos que forman una colección.